feed

:. . SUPERSPACE RECORDS - TRANSGRESIONES SÓNICAS, MINIMALISMO Y VISIONES

buru buru

MUKI REC

SSR

miércoles, 29 de mayo de 2019

CARLOS HERNÁN GONZÁLEZ :. MANOS PRODIGIOSAS Y UN AURA LUMINISCENTE

Foto de Pierre-Emmanuel Rastoin


Esta entrevista al pianista peruano con base en Francia, Carlos Hernán González, tuvo 2 etapas muy peculiares por lo que van a leer a continuación. Antes a todo ello, fue sorpresivo para mi su inesperada llegada a Lima y por supuesto que el reencuentro era obligado. No dudé en reprogramar mis planes establecidos y recorrer kilómetros de kilómetros para que ello se diera, primero porque no nos habíamos visto en años y segundo, saber de sus logros en París a viva voz y por él mismo. Primera vez que hago una entrevista en 2 etapas. Sucedió que en el gran reencuentro, Carlos Hernán González había planeado un concierto muy íntimo en casa con atmósfera precisa y, teniendo como público a su madre: Elsa Sotomayor -pienso que su más grande admiradora como promotora-, y a mi. Un 'Concierto para 3', inolvidable, encantador y sublime. Fue después de ello que se da la primera etapa de la entrevista en Lima, y la segunda desde París. ¡Disfruten! 

X: HELENE RAMOS

Saliste del Perú colmado de grandes ilusiones y llegaste a París. Tu vida empezó a cambiar paso a paso, sondeaste contratiempos y de inmediato captaste la gran diferencia no sólo en lo cultural, existente entre Lima y París, sino que viste también el gran conglomerado de razas y vicisitudes de los propios parisinos a lo que tenías que afrontar. ¿Qué tan difícil fue todo ello para ti? 

Fue muy difícil y duró mucho tiempo. Pero yo quería quedarme allá e integrarme a la sociedad local. Ahora me siento feliz de tener un círculo de amigos franceses muy positivo, muy sólido.

Si te tomó 3 años, adaptarte al estándar habitual parisino ¿cuándo  se rompe el hielo y empiezas a socializar y a tomar en cuenta cuál era tu real meta?

El destino. Empecé a conocer personas que fueron determinantes en mi vida como extranjero y que me hicieron entrar al círculo local. Hasta el día de hoy sigo aprendiendo de la sociedad francesa. La forma de pensar es un poco diferente y yo estoy entre nuestra cultura peruana y también la de los EE. UU., ya que allí fue que viví seis años, estudié música y empecé a trabajar en la industria del disco. Mi mentalidad es muy norteamericana para trabajar. Para socializar, es latina.

Luchaste solo contra viento y marea, mientras ibas componiendo bellas melodías y que ya estás x alcanzar las 140 composiciones. Tu inspiración ¿en qué se basa?

En la vida misma y en las personas que conozco o he conocido. Buenas y malas. En algunas situaciones también o imágenes como por ejemplo el mar en Normandía, por momentos el cielo es rosado y el mar, plateado. O Bretaña que me hace soñar, la belleza de esos paisajes solamente se puede ver en vivo.

 Artwork de Leah Smithson
La prensa parisina es como la londinense, promueven sus eventos con un año de anticipación, muy alejado de lo usual en Lima. ¿Cómo comienzas a difundir tu propuesta en París?

En París es igual. La propuesta cultural es tan grande que es un verdadero reto lograr que las personas escojan venir a verte teniendo cuatro o cinco actividades esa misma noche. El desafío más grande para mí sobre todo, es que desde el principio he tocado únicamente mis composiciones. Entonces convencer al público de que vengan  a verte/escucharte, tocar piezas que nunca antes han escuchado. Pero con mucha paciencia y persistencia, he logrado construirme un público. Es lo más valioso que tengo. Tanto como la música misma.

Me habías dicho que tenías un manager pero que no resultó ya que -como suele suceder-, quiso remodelar tu estilo y no lo aceptaste. Empiezas entonces a promocionarte por ti mismo y las cosas cambian para mejor. Menciona las tácticas que empleaste.

Muchas Relaciones Públicas, hay que ser abierto siempre y conocer a nuevas personas. Es importante la promoción aunque a mí no me gusta mucho hacerme mi propia promoción, me parece que tiene que ser alguien especializado en eso que lo haga por un músico o artista. Pero sí me encanta hablar de un evento que tengo en el futuro y transmitir mi entusiasmo a la persona, porque pienso que tal vez a alguien pueda interesarle escuchar un repertorio nuevo. Además, tengo una forma de trabajar muy personal. La principal guía es la reacción del público. Tú sabes si les gusta lo que haces o no, casi de inmediato.

Lo mejor de todo se inicia cuando ya empiezas a dar tus conciertos en París, cita tus emociones de entonces y también cuál es tu audiencia.

El público francés es muy bueno y muy generoso con los aplausos. No solamente aplauden cuando les gusta la obra pero también porque saben el esfuerzo que hace el músico para presentarse en vivo. Lo crucial es que regresen a verte una segunda vez o varias veces más. Mis emociones han estado siempre orientadas a buscar la novedad, el misterio "¿ gustará esta canción con arreglos electrónicos?" "La versión instrumental de esta pieza funcionará como la versión cantada?" Mi público es de todas las edades, va desde los 18 años hasta los 85. Y los recitales son muy divertidos al final cuando hay un cocktail y todos hablan entre ellos.

Estando tu en Francia no olvidaste al Perú y has venido a ofrecer sendos conciertos muy bien comentados. Antes de que viajaras a vivir x allá diste un memorable concierto en el C. C Ricardo Palma ante un considerable público. ¿Es ése el mejor recuerdo para ti?

Cada concierto que he dado ha sido especial para mí sobre todo al principio, cuando nadie conocía mi música y en verdad, no sabía si mi estilo gustaría. El recital del Ricardo Palma fue efectivamente una experiencia muy linda. Allí presenté mi primer EP "Marina Trémolo" en el que había cuatro composiciones mías y un video. Otro gran recuerdo es de enero 2018, cuando  después de 13 años, volví a tocar en Lima, esta vez invitado por el Ministerio de RR. EE. de nuestro país. Lo más emocionante para mí, fue que mis padres y mi profesora de piano estuvieran allí.

¿Cuál es tu más memorable experiencia tocando el piano en París?

En el 2013, cuando estrené mi canción "Versailles" con la letra que escribí con mi mejor amiga de la universidad, Erica-Sommer. El público se emocionó. Nunca había tenido una reacción así del público. Desde entonces, siempre tengo que incluirla en el programa. Otra vez, en uno de mis conciertos del 2012, la primera vez que empecé a integrar sintetizadores y percusiones al piano, recuerdo que la respuesta del público fue un silencio total. Recién empezaron a reaccionar al tercer o cuarto tema.


Foto de Pierre-Emmanuel Rastoin

Inauguraste una época de Música Clásica para el Sigo XXI, via 2001 el programa radial al cual diste varias entrevistas en Lima. Las radioemisoras parisinas ¿suelen abrir sus puertas para que se promocionen los artistas o cómo se da todo x allá?

2001_MILAÑOSDESPUES! fue el primer programa de radio en el que me entrevistan y ello ha sido un gran honor para mí. ¡Era mi programa favorito! En Francia, creo que como en cualquier otro lugar,  tienes que mandar una buena grabación a una radio que piensas podría interesarse en tu música. Es muy bueno cuando conoces a un DJ al que le gusta lo que haces y quiere pasar uno de tus temas en su programa. Algo que está muy fuerte entre los jóvenes franceses es que se promocionan ellos mismos en internet. Sobre todo en Instagram y YouTube. Veo a mis amigos hacerse todo ellos mismos, desde tomarse las fotos hasta grabarse sus temas y publicarlos.

¿Eres consciente de que ya estás en un nivel como para componer música para películas? ¿Estás igual de consciente que muchos de tus temas pueden competir fácilmente con las composiciones de un Ennio Morricone?

¡Es un elogio lo que me dices! Yo no me doy cuenta de esas cosas. Sólo sigo lo que mi oído o mis ideas me proponen. Siempre he trabajado de manera muy instintiva aunque haya estudiado mucho durante muchos años. Empecé a componer en 1991 y a tocar mis composiciones en vivo en el 2001. Tengo cierta experiencia, pero no me comparo yo mismo a Ennio u otros de los grandes.

Tu composición  Filons, Filons il commence a pleuvoir! no lo hubiera dudado en elevarla a tema del año en su rubro.¿Qué te inspiró tan maravilloso opus?

La lluvia en el mes de marzo en el año 2016. Eran unos días en los que paseaba por el “Jardin des Plantes” (en París) y empezaba a llover de repente. En el piano, traté de recrear la sensación de correr bajo la lluvia, la tierra blanca y las plantas, los árboles. Es un tema que gustó mucho desde la primera vez que lo toqué en vivo. Lo estrené en mi recital “Premiers reflets du printemps” (Primeros reflejos de la primavera).

Tus piezas acompañadas al piano y fusionadas con spoken-word tienen también un toque muy chic que cristaliza emociones y podrían ser incluidas pienso, hasta en las series de Netflix o en obras de teatro y cine. ¿Apuntas hacia ello?

Me encantaría. Mi trabajo es muy personal y creo que sería mi manera de aportar algo a las imágenes. Qué bueno que te haya gustado la idea de "spoken-word". Es mucho trabajo el lograr decir las cosas en un ritmo preciso y mantener una melodía constante que está detrás pero existe al mismo tiempo que el texto que estás diciendo.

En cuanto al teatro, en el 2018 tuve la suerte de musicalizar una obra que hablaba de los escritos de Marguerite Duras, "Duras à deux voix" (Duras a dos voces) con las actrices Claire Deluca y Anne Richard. Claire trabajó más de 25 años con Marguerite Duras y conoce a la perfección su obra teatral y literaria. Interpretó varios personajes que Duras escribió especialmente para ella. Anne Richard es una magnifica actriz suiza que tiene una serie de televisión en Francia, Boulevard du Palais.


Foto de Pierre-Emmanuel Rastoin
¿Preparas tus performances con debida anticipación? ¿Tienes ese tipo de temor antes de salir al escenario?

Tengo muchos nervios antes de los recitales y creo que eso no se pierde nunca. Al mismo tiempo me encanta el escenario. Tocar en vivo es una de las cosas que más me gusta de la música. Con respecto a la preparación, me gusta hacerlo con tiempo, trabajar con calma y de manera regular, constante. La estabilidad es muy importante para mí.

¿Tus prodigiosas manos van a la par con los movimientos de tu cuerpo al interpretar determinado tema? ¿Con tu mente? ¿Es que el piano te ha conducido a tocar el órgano o a algún otro instrumento?

Cuando tocas un instrumento lo ideal es que todo el cuerpo y mente participen con la misma intención, todo está dirigido hacia el mismo fin: Dar vida a la música. La manera en la que trabajé el piano estuvo muy orientada hacia la expresión y la claridad en el mensaje musical. Hay movimientos corporales innecesarios que evitas o aprendes a evitar. Esa es la economía del movimiento. Guardas la mejor energía para la música en sí, el cuerpo se mueve de manera natural. En mi caso yo no me muevo mucho.

Por épocas me pongo a experimentar con sintetizadores, es un medio distinto de expresión y muy entretenido. Pienso que va muy bien en algunas canciones así como en algunas de mis piezas para piano; me gusta la fusión del sonido natural del piano con cuerdas sintetizadas o percusión. Siempre con colores de "dream pop" que es el estilo de música que más me gusta hoy en día, aparte del clásico.

¿Has alguna vez pensado en hacer grabaciones modernistas en tributo a Mozart, las sonatas al piano de Bach, Liszt, o las variaciones cromáticas de Bizet o quizás una transcripción al piano de Siegfried Idyll de Wagner?

¡La verdad que nunca se me había ocurrido! Creo que "Carmen" de Bizet es mi ópera preferida así como La Clemencia de Tito de Mozart. En realidad, me gusta prácticamente toda la obra de Mozart y Bach. Es un halago para mí que me veas capaz de hacer una transcripción de Wagner, un compositor tan grande que hasta creó su propio festival para que sus óperas fueran tocadas allí. Tal vez algún día lo pueda hacer, es un gran reto. Liszt fue uno de los más grandes pianistas de la historia y también un gran romántico.

¿Qué es lo próximo de Carlos Hernán González?

Seguir con mis recitales parisinos. Cultivar la inspiración para seguir componiendo el resto del año. También quisiera grabar un disco o tal vez, un EP, como se hace cada vez más hoy en día. Me dicen unos amigos míos que acaban de hacer un corto-metraje con una de mis piezas del 2004 "They are crashing". ¿La recuerdas? ¡Espero verlo pronto! También me gustaría tocar en un festival en provincia, es la ocasión de viajar por Francia que es un país tan lindo y dar a conocer mi música de manera directa. Y ofrecer un recital en Miami antes de que termine el año. Nuevamente para el 2020, es probable que regrese a Lima a tocar con el auspicio del Ministerio de RR. EE. Un sueño hecho realidad sería algún día  poder tocar mis propias obras con una orquesta sinfónica. Asimismo, quisiera musicalizar una nueva obra de teatro y por qué no, si se da la oportunidad ¡ una serie en Netflix, como me sugieres.


Está aún perenne en mi vixor de memoria, el 'Concierto para 3' que Carlos Hernán González tuvo a bien darlo y halagarnos tanto a su madre, como a mi. Un presente con música de las esferas, sus composiciones en su mayoría estrenos 2019 que colmó de bellas emociones nuestras almas y que me hizo recordar al mismo tiempo aquella osadía épica de Pink Floyd. Lo viví y me permitió atesorar todos los talentos de Carlos Hernán hoy en día, a cuando le hice su primera entrevista en Radio Miraflores. Desde entonces y a través de los años, mantenemos una bella amistad compenetrado en la música, la excelente música. El repertorio del 'Concierto para 3' explicado por él mismo.



Repertorio del “Concierto para 3” :


Prélude VIII “Catherine de Heilbronn” (estreno en Lima ese día) inspirado en la pieza de teatro de Heinrich von Kleist puesta en escena por Eric Rohmer en 1980. Vi la proyección en la retrospectiva de Rohmer en la Cinémathèque, cuando llegué a mi casa, tenía esta melodía en la cabeza.


Un hiver sous le soleil (Un invierno bajo el sol. Estreno en Lima). La idea era estar en el verano al borde de una piscina en el Caribe con un cocktail. Algo que viví en mi infancia.


Goodbye Songs. Es parte de las piezas que toqué en la obra teatral “Duras á deux voix” (Duras a dos voces).


Filons, filons, il commence à pleuvoir!


“Le serpent” (estreno en Lima). Como dice el título, traté de llevar una melodía por todas partes, como una serpiente.


“Mine” una de las canciones que más gusta a mis amigos. Es sobre un amor imposible y el héroe/la heroína, se dice que tal vez será para la próxima vida.


"La musique des vagues" (La música de las olas. Estreno en Lima). De mis composiciones nuevas de este año 2019, esta es la que más me gusta. Es una melodía con la que me desperté un día. Me encanta tocarla porque pienso en Bretaña.


Accords et mélodie (estreno en Lima). También una pieza de este año. Me encanta tocarla porque es relajada y soñadora y, al mismo tiempo, tiene un tempo constante hasta el final.


Dionysos (del recital "Tales of the sea", Cuentos del mar). Es un tema cuya letra la escribió un buen amigo mío, Pierre de Bilderling. Es mucho trabajo decir los versos sobre frases musicales que no son sólo acompañamiento. Es un tema del 2012.


No hay comentarios.:

SUPPORT PERU AVANTGARDE////APOYA LA AVANZADA PERUVIANA

DISQUS

WE ARE ALL ONE

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

neoliberalismo para todes

neoliberalismo para todes

NO SOMOS IGUALES!!!

NO SOMOS IGUALES!!!

TRANSGRESIÓN Y REVOLUCIÓN

as it is when it was

VIOLAHORIZONTES

¿Habla un par más o unos tronchitos?

¿Habla un par más o unos tronchitos?

Ayacucho Indie

bla bla bla...

bla bla bla...

Por la plata baila el mono

Por la plata baila el mono

:::::..:.:

sonido es sonido

sonido es sonido

Perú Metamúsica

Perú Post Indie

)))))))))))))))))))))))))))))))

2009 - 2019

lefty

lefty